Internacionalización

El Antiguoko y la empresa ESS unen sus fuerzas para lograr un crecimiento a través de las sinergias que nacen de la profesionalidad y compromiso de ambas entidades.

Proyecto

La globalización e internacionalización progresiva de las sociedades contemporáneas se ha convertido en una realidad multidisciplinar con impacto directo sobre el fútbol y nosotros no nos hemos quedado atrás. Como consecuencia de ello, este, no ajeno a la apertura y expansión de otros sectores, el club se encuentra sumido en un proceso de internacionalización por el cual, el fútbol se ha transformado en una auténtica experiencia para muchos jugadores, técnicos, directores deportivos, familias…

 

 

Fotos

Uritz Ansoalde

“Fue una experiencia muy bonita y muy enriquecedora. Vivir otra manera de entender el fútbol y compartir conocimientos e inquietudes con los entrenadores de allí. Los campus de las mañanas y los entrenamientos con los diferentes equipos por las tardes eran muy diferentes a los de aquí por lo que tanto ellos (jugadores y entrenadores) como yo, ganamos mucho en experiencia.”

European Soccer Solutions

Si quieres más información, entra en la web

Misión

En este marco de expansión más allá de nuestras fronteras, el Antiguoko se caracteriza por consolidarse como un fútbol atractivo, ambicioso y profesionalizado

Por y para todo ello, en 2017 nace un acuerdo de colaboración entre el Antiguoko y European Soccer Solutions (ESS) donde se recogen fundamentalmente tres pilares:

Programa de residencia: se ofrece la oportunidad a jugadores de fútbol americanos de venir a San Sebastián para tres meses combinando entrenamientos por la mañana con el cuerpo técnico de ESS y por las tardes con los diferentes equipos del Antiguoko en función de la edad. Los estudios los llevan a cabo de manera online, con su colegio de procedencia, generalmente por las mañanas. También se imparten clases de castellano presenciales para que la adaptación sea de mayor calidad y también así puedan aprender un nuevo idioma. En definitiva, viven y entienden el fútbol europeo, a la vez que crecen en autonomía y también personalmente, ya que viven fuera de su hogar y aprenden a convivir con gente que no era conocida o de su entorno. El hecho de vivir fuera de casa también durante tres meses les ofrece crecer culturalmente hablando, donde van a ser conscientes y van a conocer diferentes realidades.

  • Programa de campus para técnicos que establece una colaboración para que el Antiguoko suponga una experiencia a través del fútbol. Para ello, contamos con las siguientes palabras de Uritz Ansoalde, uno de los entrenadores que hace unos años participó en esta experiencia.
  • Y por último, más en el aspecto social y desde la experiencia, nos parece fundamental e interesante que el fútbol sea en este caso el vehículo para que de manera bilateral conozcamos realidades y vidas distintas en este proceso de globalización.